Case Studies

"Para avanzar en mi carrera necesitaba perfeccionar mi inglés. En una semana con Caren aprendí tanto como 3 meses en una academia Inglés en España.¡Quiero volver cada año!"

Chon, Directora de Marketing, España

Lo que más necesitaba Chon era un curso preparatorio en comunicación verbal. Después de pocos días Chon se encontró con más confianza y pudo participar en las conversaciones diarias. Las prácticas de pronunciación, cadencia y sintaxis obtuvieron resultados rápidos. Durante las actividades de la tarde (cocinar, dar paseos, ir de compras, Feng Shui, Reiki, y por supuesto ¡charlar!) practicamos y consolidamos los elementos aprendidos durante la mañana.

 

"Profesora y anfitriona perfecta, su involucración personal transformó un convencional curso de inglés en una amistosa relación humana de calidad superior"

Jean Luc, controlador aéreo, Francia

El trabajo de Jean-Luc exige una comunicación precisa y su inglés ya era de alto nivel. Su fluidez mejoró considerablemente después de unos pocos días de inmersión total en el idioma, y en el uso del vocabulario y las estructuras se volvió más flexible. Jean-Luc y mi marido descubrieron una pasión común por las motos, y pasamos muchas horas conversando después de la cena.


 

"Disfruté desde la primera hasta la última semana y aprendí muchísimo. Sois muy amables y me hicisteis sentir parte de la familia. Me encantó poderme quedar en una casa tan hermosa y disfrutar de la comida inglesa. Sois mis padres británicos."

Yuko, estudiante de derecho, Japón

Aunque fuera capaz de comunicarse muy bien en las situaciones diarias, Yuko necesitaba mejorar su pronunciación y cadencia. Su objetivo era 'sonar más británica'. Al final de la semana el vocabulario de Yuko se había hecho más sofisticado, involucrando frases hechas e incluso proverbios en la conversación. Yuko y yo nos dimos el gusto de ir de compras y cocinar bollos, que comimos con cantidad de crema y mermelada casera de fresas.

 

"No me puedo creer cuanto aprendí en una sola semana, ¡mis nietos están muy impresionados! Cuando los visite el año que viene quiero aprender más con Caren e ir a ver el Chelsea Flower Show."

Roswitha, agente de viajes, Suiza

El hijo de Roswitha se ha establecido en Inglaterra con su familia, y ella quería poderse comunicar con sus nietos en inglés. Roswitha se acordaba del inglés aprendido en la escuela pero de manera fragmentada. Entonces decidí empezar por lo básico y seguir a buen paso. Un análisis neurolingüístico desveló que su estilo de aprendizaje favorito era el visual. Incluí este aspecto en la preparación del curso. A Roswitha le encantó Kew Gardens y Richmond Park.


 

"El curso es exactamente lo que necesitaba para mi carrera. Todos los extranjeros deberían de hacer este curso antes de empezar a trabajar en la industria hotelera en Reino Unido. Aprender con Caren fue muy divertido – ¡para nada como en la escuela!"

Harry, al principio de su carrera en la industria hotelera, Alemania

Al acabar sus estudios de administración en hoteles, Harry quería trabajar en la recepción de un hotel londinense. Necesitaba aprender el vocabulario específico de la industria, mejorar su fluidez y entendimiento, y aumentar su confianza para establecer buenas relaciones con el público. Desarrollamos las habilidades de entendimiento y comunicación de Harry usando materiales auditivos y juegos de rol realistas. Sitios web y visitas a hoteles ofrecieron material para muchas discusiones. Redactamos su currículum, nos pusimos en contacto con muchos hoteles y preparamos sus futuras entrevistas. Al final Harry eligió entre dos atractivas ofertas de trabajo y ahora trabaja en un importante hotel de Londres desde hace 9 meses.